Carteras DGI ¿Qué son?

Carteras DGI ¿Qué son?

¡Buenas tardes! Otra entrada más recuperada de mi blog. Esta fue escrita en el año 2018. La recupero para esta web

¡vamos a ello!

Hay varios usuarios de twitter que utilizan esta estrategia de comprar compañías sólidas que tengan un buen historial de dividendos y si es un dividendo alto y además con buen historial pues mejor -las llamadas “aristócratas del dividendo”- podéis encontrarlas googleando pero para facilitaros las cosas aquí tenéis el enlace:

Esta estrategia me parece una de las más sencillas, automáticas y prácticas para escoger, y además da muy buenos retornos a largo plazo, de hecho Peter Lynch hace referencia a ella en su libro “Batiendo a Wall Street” en el que nos comenta que comprando compañias estables y sólidas y con un dividendo por encima del 3% se pueden obtener muy buenos resultados a largo plazo.

El modus operandi entonces es muy sencillo, tenemos que hacer un seguimiento de esas compañías a las que todos vemos publicidad por todas partes y asegurarnos de que son tan buenas, sólidas y están tan bien posicionadas y gestionadas como pensamos y de que estamos pagando un precio que no sea excesivo (aunque no sea tan bajo como en una inversión en valor) porque:

1- Cuando compras algo por encima de su precio dejas de comprar valor y empiezas a comprar burbujas o euforias del mercado. No digo que tengamos que entrar ahora a PER 12 en estas empresas, porque de hecho raramente las vamos a encontrar a PER bajo (sobre todo en USA) y el motivo es muy lógico; El mercado ya las conoce y ya está reconociendo el valor, y obviamente no está dispuesto a regalarnos nada de buenas a primeras.

2- Cuanto más alto sea el precio pagado por ellas, menor es el retorno por dividendos que con tanta ansia buscamos; si compras Mapfre a 2€ la rentabilidad por dividendo es del 6% (por ejemplo, aunque no sea exacto) mientras que si la compras a 4€ será del 3%, fácil y sencillo ¿verdad?

Pues la verdad es que es una estrategia sencilla, pero tener en cuenta que es un error grave el comprar una empresa porque retorne un 5% de dividendos sin pararse a mirar que ese porcentaje sea sostenible y creciente en el tiempo, esto es lo más importante de la estrategia.

Pensar que si compráis una empresa a un precio asequible que tenga una rentabilidad por dividendo de solo un 3% en lugar de ese 5% pero que tenga solidez para incrementarlo durante los próximos 15-20 años, a lo largo de los próximos años esa empresa ¡os podrá estar rentado más de ese 5% que tanto os llamaba la atención! y es aquí donde está el valor de esta forma de invertir, en valorar y descubrir estas empresas y no es escoger una empresa porque hoy tiene una rentabilidad alta.

Una vez que hemos comprobado que la compañía es tan sólida como nos hace pensar la publicidad el nombre que tiene, entonces acudimos al mercado y vemos si no se están volviendo locos pidiéndonos mucho dinero por ella, si todo está bajo nuestra idea y entra dentro de lo que habíamos pensado ¡ya podemos empezar a construir nuestra cartera de dividendos!

Quiero puntualizar que las “carteras DGI” (sus siglas en inglés significan “Inversión en dividendos crecientes”) son aquellas que únicamente añaden empresas que año tras año aumentan los dividendos. No vale que los mantengan y mucho menos que los eliminen.

Para encontrar este tipo de empresas, podéis visitar en google las aristócratas del dividendo como hablábamos al principio de la entrada.

He de decir que actualmente mi peso en cartera de dividendos es muy poco, porque considero que por mi edad hasta que sea un poco más mayor me sale más rentable invertir en fondos bien gestionados para evitar esas mordidas fiscales a los dividendos, y por otra parte aprender a evaluar empresas en crecimiento que puedan multiplicar por dos o tres su valor en cinco años, y dentro de unos 10 años con mi cartera multiplicada ya si que empezaré a encarar un poco más mi cartera hacia los dividendos. Claro está que todo el mundo no piensa como yo o que sencillamente habrá gente que se sienta a gusto cobrando sus dividendos y prefiera empezar cuanto antes, recalco que a mí esta forma de invertir aun no siendo mi favorita me gusta muchísimo.

Ahora, como siempre señores/as ¡quedan ustedes invitados al debate!

Gracias por leer el blog y espero como siempre que aporte valor sobre todo para los que estáis empezando y necesitáis más guía y apoyo.

¡Saludos e inversiones prudentes!                                                                                               

Deja una respuesta